Aptitud

Ejercicios para señalar los dedos de los pies para bailar


Los dedos articulados y los tobillos son esenciales para muchas rutinas de baile.

Visión digital / Visión digital / Getty Images

Muchos bailarines anhelan tener una línea elegante que vaya desde sus caderas hasta sus dedos puntiagudos. Sin embargo, los músculos débiles y tener un rango de movimiento muscular pobre en el pie pueden evitar que los bailarines deseen los pies bellamente puntiagudos. Los ejercicios para señalar con el dedo del pie implican aumentar la flexibilidad en el tobillo y el pie. Si bien los ejercicios continuos pueden ayudar a los bailarines a mejorar sus habilidades para señalar con el dedo del pie, los adultos de 20 años o más pueden no ver el progreso porque sus pies y tobillos ya se han desarrollado.

Estira tus tobillos

Se espera que los bailarines de ballet mantengan los dedos de los pies apuntados desde el tobillo la mayoría de las veces. Por lo tanto, pueden ser propensos a sufrir esguinces de tobillo que les impiden apuntar completamente los pies. Estirar las articulaciones del tobillo aumenta el rango de movimiento necesario para señalar con los dedos. Para estirar el tobillo, inclínese hacia adelante en una silla con una pierna doblada y extendida detrás de usted. Debes estar parado firmemente sobre la otra pierna. Luego, doble la pierna de pie mientras señala la pierna extendida hacia adentro. Varíe la dirección en la que apunta la rodilla en un estiramiento repetido.

Fortalecer los músculos del dedo del pie

Si bien los tobillos flexibles son esenciales para tener pies bellamente puntiagudos, los dedos fuertes son igualmente importantes. Un ejercicio común para fortalecer los músculos de los dedos del pie consiste en sentarse en el suelo con las rodillas dobladas y los brazos enganchados debajo de las piernas. Luego levante los dedos del pie mientras mantiene el resto del pie firmemente plantado en el piso. Finalmente, comience a volver a poner los dedos de los pies en el piso, comenzando por el dedo meñique. Repita el ejercicio 10 veces. Otro ejercicio consiste en acostarse boca arriba, extender una pierna hacia arriba y dibujar letras en el aire con el dedo gordo del pie.

Use algunas bandas

Si tiene pies planos que le impiden articular completamente los pies puntiagudos, puede hacer ejercicios para ayudar a cambiar la forma de su pie. Una banda de resistencia conocida como Thera-Band es una herramienta de baile utilizada para los ejercicios de puntería. Comience sosteniendo la banda Thera-Band contra su pie. Lentamente apunte y flexione los dedos del pie a través del tobillo mientras lo mantiene contra la banda Thera-Band. Después de varias repeticiones, continúa apuntando y flexionando el pie. Sin embargo, este punto de tiempo y flexiona solo a través de los dedos de los pies, pero deja el tobillo en la posición puntiaguda. Si bien los zapatos de baile como las zapatillas de ballet están bien, es mejor hacer este ejercicio descalzo.

Mejora tu equilibrio

Tener tobillos fuertes es importante para señalar los dedos de los pies durante las rutinas. Podrá saber si sus tobillos son débiles si se tambalean al intentar equilibrarse. Mantener una posición con un pie puntiagudo no es fácil si tienes tobillos débiles. Mejore esto parándose con las piernas paralelas y levantando lentamente una pierna. Notarás que tu tobillo se ajusta hacia atrás para sostener tu base. Una vez que encuentre una posición cómoda, equilibre una pierna mientras mantiene el tobillo quieto. Mantenga la posición durante 30 segundos.